Canción actual

Título

Artista


Llega The Dub Battle por: King Tubby, Lee Perry, King Jammy, Bunny Lee y más

Escrito por el 7 julio, 2021

Editado en los Estados Unidos y en el Top Ten del prestigioso ranking Billboard, The Final Battle anuncia su versión dub.

The Dub Battle
es el primer álbum de Dub que reúne a todos los pioneros y creadores del estilo en cuatro generaciones. Incluye el último dub realizado por el «Hitmaker» jamaiquino Bunny «Striker» Lee, fallecido en octubre de 2020 y dos versiones estreno de King Tubby, el creador del género. Dos inéditas que nunca antes vieron la luz, interpretadas por las dos bandas participantes: Sly & Robbie y Roots Radics.Es la segunda vez en la extensa trayectoria de Sly & Robbie que ingresan en el Top Ten de Billboard y la primera para Roots Radics.

El galardonado The Final Battle, -nominado al Grammy como mejor álbum reggae 2020-, se reeditó en Estados Unidos y The Dub Battle verá la luz en septiembre tanto en CD, en vinilo y estará disponible en todas las plataformas digitales. En julio y agosto, se lanzarán singles y videos adelanto del disco.

Al seleccionar un título para esta colección de reinvenciones dub de The Final Battle, álbum nominado al Grammy, se sugirió el nombre Dub Dubstock. Una idea que recuerda una reunión de los mejores artistas de dub de nuestro tiempo, todo en un sólo lugar, haciendo las cosas que mejor saben hacer y de manera única. Es significativo que ambas bandas destacadas aquí como Sly & Robbie y The Roots Radics, surgieron de los Aggrovators/Revolutionaries en Channel One a finales de los 70. En este Final Battle Dub encontramos a los pioneros King Tubby, Bunny Lee y Lee «Scratch» Perry en su mejor momento, mezclando los dos grupos más importantes de su tiempo, junto con cuatro generaciones de ingenieros del dub.
 
Producido por Hernán “Don Camel” Sforzini.
Este álbum está dedicado a la memoria de Bunny “Striker” Lee, King Tubby, U-Roy y Toots Hibbert. JAH guía!
 
Grabado en Afro Recording Studio (Lanús, Argentina), Tuff Gong (Kingston, Jamaica) y Channel One (Kingston, Jamaica).
Dubbed en Studio City Sound (Los Angeles, USA), King Jammy’s Studio (Waterhouse, JM), Afro Recording Studio (Lanús, ARG), Ariwa Sounds (London, UK), Di Gorgon’s Studio (Kingston, JM), Jah Wayne Records (Negril, JM), King Tubby’s Studio (Waterhouse, JM). Masterizado en Afro Recording Studio (Lanús, ARG) por Facundo Jara. Arte: Ohoroho. Label: Serious Reggae, Dubshot Records, CSSL.
 
{«type»:»block»,»srcClientIds»:[«e2c3c613-bff6-47a7-8380-23f1650ee6d1″],»srcRootClientId»:»»}
SLY & ROBBIE
El legendario combo de bajo y batería comenzó en 1975, creando cientos de miles de ritmos para temas de las principales estrellas. Desde los Rolling Stones y Bob Dylan, hasta decenas de los mejores intérpretes del reggae, los convierten posiblemente en los artistas con más grabaciones de todos los tiempos. Se conocieron en Las Vegas Club de Kingston. Es sorprendente que ambos se apodaran “Bya” y empezaran a tocar juntos en Channel One. Robbie estaba en los Aggrovators y Sly en Revolutionaries. De acuerdo a Sly, les tomó dos años encontrar realmente su sonido. En 1976 comenzaron a grabar y hacer giras con Peter Tosh como Word, Sound and Power. El mentor de Sly fue el baterista de Skatalites, Lloyd Knibbs. El de Robbie fue Family Man Barrett, el bajista de los Wailers. Ellos produjeron sus propias sesiones con una amplia gama de artistas locales, intentando establecer un Motown jamaicano. Respecto a sus inspiraciones musicales, Sly explicó en Barcelona hace una década: “Me gusta hacer bailar a la gente y escucho muchos ritmos africanos. Cuando estaba haciendo el dub, estaba viendo una película y estaban golpeando agitadores y bailando, así que pensé que debía haber una manera de hacer que la gente baile reggae solo con batería y bajo. Robbie y yo empezamos a trabajar, a reproducir patrones y a cambiar cosas y funcionó. Podíamos tener la batería y el bajo tocando todo el tiempo sin nada más».
 
ROOTS RADICS
The Roots Radics se convirtió en la primera banda de sesión en Jamaica a principios de los 80, algo así como una rama de los Revolutionaries de Sly & Robbie, liderados por Errol «Flabba» Holt en el bajo, Style Scott en la batería y Eric «Bingy Bunny» Lamont en la guitarra. Encendieron el ritmo de los rockeros militantes en su álbum debut con Barrington Levy, «Bounty Hunter», producido por Junjo Lawes y fueron enormemente influyentes en la era del dancehall, hasta el advenimiento del revolucionario juego digital Under Me Sleng Teng de Wayne Smith. A menudo de gira con Gregory Isaacs como banda de respaldo, lo acompañaron en su disco Night Nurse y trabajaron con Scientist en varios de sus primeros álbumes de dub. Entre los artistas con los que tocaron se encuentran Bunny Wailer, Eek-A-Mouse, Israel Vibration y Prince Far I.
 
KING JAMMY
Al igual que muchos otros, King Jammy (Prince al principio), inició su carrera con King Tubby construyendo amplificadores y reparando equipos electrónicos. A mediados de la década del 70 estableció su propio estudio en Waterhouse, trabajando con Bunny Lee y Yabby You. Fue responsable del LP debut de Black Uhuru y culminó con la tecnología digital que cambió el mundo single a través de Under Me Sleng Teng de Wayne Smith, marcando el comienzo de la era del dancehall. Sus artistas incluyen a Dennis Brown, Sizzla, Johnny Osbourne, Cornell Campbell y Frankie Paul, lo que lo convierte en una figura dominante en la música jamaicana de los años 80 y 90.
 
BUNNY LEE
Pionero en los primeros días de la incipiente industria musical de Jamaica, Bunny «Striker» Lee trabajó inicialmente para Duke Reid y Leslie Kong. Su primer éxito, «Music Field» de Roy Shirley, lo llevó al estándar «My Conversation» con Uniques de Slim Smith y una serie de otros clásicos como «Wet Dream» de Max Romeo, «Cherry Oh Baby» de Eric Donaldson y «Better Must Come» de Delroy Wilson. Sus producciones se destacaron por el «vuelo cymbal” del maestro baterista “Santa” Davis. Junto con King Tubby experimentaron con una amplia variedad de técnicas de producción, a pesar del equipo primitivo con el que lidiaban. Dijo Lee: «Con todo el bajo y la batería tocando ahora, la cosa comenzó por accidente. Un vocalista canta fuera de tono y cuando llega el momento en que dejas todo, inclusive el tambor y acaricias el bajo, provocás confusión y a la gente le gusta». El trabajo final de dub de Bunny Lee está en este álbum.
 
MAD PROFESSOR
El productor guyanés con sede en Londres, Neil Fraser, conocido como Mad Professor, fue primero un aprendiz y luego un colaborador de Lee Perry desde 1989 en casi una docena de álbumes. Fraser es quizás mejor conocido por su perversamente serie creativa Dub Me Crazy de doce álbumes y cinco más en las colecciones Black Liberation Dub, que guió al dub a la era digital volviéndose cada vez más extraño y espacial. Responsable de producciones dub de Massive Attack, U. Roy, Yabby You, Depeche Mode, Sade, Pato Banton, Macka B, Bob Andy, Sandra Cross y Johnny Clarke bajo su sello Ariwa. Su nombre deriva de la palabra nigeriana para sonido/comunicación.
 
LEE “SCRATCH” PERRY
¿Qué se puede decir que no se haya dicho ya sobre el creador octogenario de los galopantes ritmos que respaldan miles de registros que van desde Paul McCartney, los Beastie Boys, The Clash, Carly Simon, hasta la mejor grabación del trío de los Wailers? Ahora, con 85 años, Scratch explica la derivación de su nombre: “Todo empieza desde Scratch. Así que echále un vistazo a quién soy». Se inició en Studio One de Coxsone Dodd y rápidamente se convirtió en artista. Grabó 30 pistas para Mr. Dodd y finalmente en 1973, abrió su estudio Black Ark, un revoltijo de chucherías, muñecos crucificados, fotografías en rodajas, maniquíes, posters, grafitis, coronas con joyas y un montón de otros coloridos ingredientes. Los entornos maduros desmienten el hecho de que su primer apodo cuando era joven fue The Neat Little Thing. Los experimentos de dub continúan hasta el día de hoy, mezclando bebés que gritan con transmisiones de radio chinas, murciélagos torturados y piedras chocando entre sí. Sin embargo, de alguna manera, ¡sigue siendo música!
 
DENNIS BOVELL
Quizás mejor conocido por sus colaboraciones de respaldo para el galardonado poeta del  dub Linton Kwesi Johnson, Bovell, -también conocido como Blackbeard-, miembro fundador de la banda británica Matumbi en los años 70. Nacido en Barbados, se mudó de joven a Londres y estableció el sound system Jah Sufferer. Produjo «Silly Games», el gran éxito de Janet Kay y aparece junto a ella en la reciente serie de cinco películas Lovers Rock. Sus experimentos dub se escuchan en I Wah Dub de 1980 y continúa en Brain Damage, con sus efectos culturales similares a los de Scratch.
 
SCIENTIST/KING TUBBY
La frutilla en el postre de esta maravillosa colección son los dos dub de King Tubby nunca antes lanzados que Bunny Lee antes de su partida le dio a Don Camel, el productor de este álbum, uno de cada uno con las dos bandas destacadas.
Cuando Tubby se reunió con el productor Lee “Scratch” Perry, nació Blackboard Jungle (1973), el primer álbum dub.
En 1974, Tubby inició una colaboración con Bunny Lee que lo llevó a su más inspirada producción: The Roots of Dub y Dub from the Roots.
 
En una entrevista de 2012 con el aprendiz de Tubby, Hopeton Brown, también conocido como Scientist, me explicó que “El secreto del sonido de King Tubby era una caja de efectos especiales, una de las tres únicas fabricadas. Tubby la compró a través de Bunny Lee en Dynamic Records, pero no sabían usarla. Era una placa de 12 entradas y cuatro bus. La intención original para la que se usó, nos convirtió en algo diferente que los fabricantes nunca, nunca, jamás soñaron».
 
“Dub es una reconstrucción de la música. Un ingeniero de doblaje se parece mucho al director de una orquesta que organiza, realiza el conteo, decide qué miembro de la orquesta y cuándo tocar, cómo hacerlo, cuánto tiempo, etc. Tubby creó el Modelo T de dub. Eso es lo que hizo. Así que el dub es como si el ingeniero ahora tomara el control, en lugar de decirle a un músico con una vara cuándo tocar o qué tan alto tocar, en realidad puede hacer lo mismo con un fader, además de agregarle otros elementos.  
Una de las estrategias que desarrolló es cómo mezclarlo para que cada vez que lo escuches nunca suene de la misma manera. Cada vez que se escuche durante los próximos cien años, siempre tendrá un sonido diferente para que permanezca fresco».
 
Cuando se le preguntó cómo veía el futuro del dub, respondió: “Como traer a los hombrecitos verdes desde Marte. Mi visión para «The curse of the Evil Vampire» fue hacer bajar a todos esos hombrecitos verdes de Marte y a todas esas personas a las que les gusta la muerte y la destrucción, simplemente reunirlas y enviarlas fuera del planeta para que podamos quedarnos, fumar hierba y solo escuchar música».
 
DON CAMEL
Es el año 2021, Hernan Sforzini alias Don Camel, ingeniero y productor de The Dub Battle, reunió por primera vez en la historia a los genios del dub en un sólo álbum.
Dice: “Como está en la tierra, está en el cielo, la batalla aún no terminó, de la galaxia llegan las naves en refuerzo para empujar a Satanás de la Tierra». Esta historia continuará…
 

Roger Steffens, autor galardonado de Tantas cosas que decir: la historia oral de Bob Marley.

Apoya:


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *